20130111-220606.jpg

El otro día hablando con un amigo sobre la constancia me di cuenta lo mucho que da de sí media hora, le decía que sí todo los días le dedicará media hora o una hora al día durante todo un año, a final de año ya dominaría la materia en la que se hubiera involucrado.
Sólo es cuestión de hacer números, si todos los días le dedicará media hora, al final del año le habría estado dedicando 180 horas a lo que quisiera y el doble si fuera una hora, imaginad cuantas cosas podría hacer, aprender un idioma,a programar,a cocinar, a pintar un cuadro,a coser, hacer deporte, escribir relatos, hacer un mueble, dar mimos a su pareja o tus seres queridos…
Y es que 180 horas dan para mucho, por esa razón hay que ser constante y dedicarle un poco de tiempo a aquellas cosas que nos gustan o nos gustaría hacer, así cuando haya pasado un año y miremos hacia atrás podremos sentirnos orgullosos de lo que hemos logrado hacer.

By | 2013-11-22T20:47:07+00:00 enero 11th, 2013|Emprendedores, Motivacion|